Torres del Paine: todo lo que necesitas saber

Es internacionalmente reconocido como uno de los destinos naturales más atractivos del mundo. Es también sabido que recibe miles de turistas al año, y que sus paisajes –con ríos, hielos y montañas- son algunos de los más impresionantes del planeta. Por eso, y para tentarte un poco, te contamos todo lo que tienes que saber sobre el Parque Nacional Torres del Paine, desde sus accesos y servicios, hasta qué llevar, dónde alojar y cómo disfrutar un buen rato con otros viajeros.

El parque está ubicado en la región de Magallanes y la Antártica Chilena, 112 kilómetros al norte de Puerto Natales. En sus más de 240.000 hectáreas puedes encontrar montañas, un glaciar, icebergs, lagunas de un verde intenso, y diversas especies de flora y fauna, una serie de elementos que forman un escenario de otro planeta.

¿Cómo llegar?

El punto de partida para visitar el parque es Puerto Natales. Para llegar a dicha ciudad la mejor opción es tomar un avión hasta Punta Arenas y luego viajar por tierra. Los buses de Punta Arenas a Puerto Natales tienen un valor aproximado de $4000 pesos de ida y $6000 ida y vuelta. No hay buses directos desde Santiago a Natales, pero sí puedes viajar desde Puerto Montt por tierra o barco.

Hay dos caminos para llegar al parque: el tradicional pasa por Villa Cerro Castillo y llega hasta las Torres, en un recorrido de dos horas y media. Es principalmente un camino de tierra así que es recomendable ir en una camioneta o jeep. Hay también un camino nuevo que es más corto, de mejor acceso, llega al parque a través del río Serrano y te deja cerca del glaciar Grey. Recorrerlo toma alrededor de una hora y media.

En invierno es indispensable usar cadenas para nieve. Si no quieres manejar, hay muchos operadores en Puerto Natales que ofrecen traslados directos al parque. También, la mayoría de los hostales te darán la opción de coordinar tu viaje con alguna agencia local y los hoteles del parque te ofrecerán recogerte en Puerto Natales. En última instancia hay micros que salen directamente desde la ciudad hasta el parque. En general los servicios privados toman el camino más corto y los regulares, obviamente, el más largo.

En el parque

La entrada al parque es bastante cara y la mayoría de los tours no la cubren. En temporada alta (octubre-abril) el valor es de 5.000 pesos para chilenos y 18.000 para extranjeros; en temporada baja (mayo-septiembre) el precio baja a 3.000 y 10.000 respectivamente (valores actualizados al año 2015).

Cómo visitar el parque

Aunque puedes hacer tours por el día, si quieres conocer el parque en profundidad y ver los atractivos más importantes deberías quedarte por no menos de dos noches. Las formas de recorrer el parque dependerán de tu edad, estado físico y qué tan aventurero seas:

  • Si tienes experiencia acampando y no buscas muchas comodidades te recomendamos tomar tu mochila, carpa y acampar algunos días. Puedes hacerlo en las áreas habilitadas en los refugios y circuitos de trekking, pero asegúrate de que tu carpa esté en buenas condiciones porque el viento en las noches es realmente intenso. NO está permitido acampar en cualquier lugar. Por tu propia seguridad, te recomendamos encarecidamente seguir esa regla.
  • Si eres relativamente experimentado en trekking pero no quieres acampar te recomendamos reservar algún programa de trekking con alojamiento. Podrás quedarte en los hoteles del parque, cargando una pequeña parte de tu equipaje en cada caminata. La mejor forma de conocer las Torres caminando es realizar el circuito W completo.
  • Si no tienes experiencia en trekking, quieres dormir cómodo y caminar por horas no es lo tuyo, te recomendamos tomar un paquete turístico cerrado, donde irás en un vehículo especial conociendo diversas atracciones, y alojando plácidamente en los distintos hoteles del Parque.

Alojamiento

Dependiendo de tu presupuesto y cómo quieras pasar tu estadía puedes elegir entre distintas alternativas:

  • La opción más básica es llevar tu saco, carpa y acampar. No es lo más fácil ni cómodo pero salir de tu carpa y ver las Torres al amanecer es una experiencia indescriptible.
  • Hay también refugios que, aunque rústicos, cuentan con todas las comodidades necesarias para tener una buena noche de descanso. Algunos tienen bares donde puedes compartir con el resto de los viajeros al final del día. Es CRUCIAL reservar con anticipación porque de otro modo es muy probable que no encuentres cupo. Por lo general los refugios están en su máxima capacidad.
  • Si quieres tener un viaje más elegante y cómodo puedes elegir entre varios hoteles de cuatro y cinco estrellas, pero debes ir preparado para desembolsar una cantidad considerable. Si el presupuesto no es un problema, quedarse en uno de ellos y disfrutar de uno de los paisajes más espectaculares del mundo rodeado de las comodidades de un hotel es una experiencia que realmente vale la pena vivir. Como dijimos, todo depende de lo que estés buscando.

Qué llevar

Es bueno saber que hay muy pocos lugares donde puedes comprar comida en el parque. Algunos de ellos son tienda del camping Pehoé y el Lodge-Camping Paine Grande, que no destacan precisamente por sus precios bajos. Por eso es altamente recomendable comprar abarrotes con anticipación y llevarlos tú mismo.

Si vas a acampar necesitarás una cocinilla a gas. No está permitido llevar balones de gas en el avión, así que a menos que viajes por tierra deberás comprarlos en Puerto Natales. No son caros y pueden salvarte. De todas formas, los refugios cuentan con cocina y restaurantes propios.

Ropa

El clima es muy cambiante y ver las 4 estaciones del año en un día no es inusual. En verano debes usar prendas cómodas y livianas durante el día y ropa cálida durante la noche, ya sea de lana o material sintético. En invierno debes abrigarte tanto como sea posible: gorro, bufanda, guantes y primeras capas son necesarios porque el frío es brutal. Debes estar preparado para enfrentar viento, lluvia y nieve.

Sea cual sea la estación en que visites el parque es imprescindible llevar un buen par de zapatos de trekking. Es común ver viajeros que sufren por la falta de preparación o porque sus zapatos simplemente se rompen.

Qué hacer

Tiempo es algo que no te sobrará, pues la oferta de actividades para realizar en el parque es realmente amplia. Para hacerlo simple, las Torres del Paine son el mejor destino de trekking en el mundo. Así de claro.

Pero eso no es todo: también puedes pescar, hacer rafting y kayak en el río Serrano, escalada en los cuernos, caminatas en hielo en el glaciar Grey, observación de vida silvestre y fotografía. Sea cual sea tu preferencia, o aunque sólo te dediques a observar el paisaje, Torres del Paine es un lugar único.

Atractivos imperdibles

Ahora que ya sabes lo básico, acá van algunos de los atractivos que NO PUEDES perderte. Si no los visitas, simplemente no estuviste en Torres del Paine:

  • Caminata a la base de Las Torres: tendrás una vista impresionante de las Torres.
  • Caminata o navegación al Glaciar Grey: podrás ver de cerca el glaciar más grande del parque.
  • Mirador Cóndor: tendrás una vista panorámica del macizo Paine.
  • Mirador Cuernos del Paine y Salto Grande: una vista impresionante de los cuernos.

Bonus Track

Si las largas caminatas no te dejaron suficientemente cansado y en la noche aún tienes ganas de tomar un trago y festejar, los refugios son el mejor lugar para hacerlo. Cada noche surgen interesantes reuniones con el resto de los turistas. Es una buena instancia para compartir experiencias e interactuar con viajeros de todo el mundo. Si quieres seguir empapándote del ambiente del parque compartir algunos tragos en los refugios puede ser la forma perfecta de terminar el día. No te arrepentirás.

Para mayor información puedes visitar nuestra guía de Parque Nacional Torres del Paine aquí.